Clases prenatales o preparto

Clases prenatales o preparto

Prepararse para el nacimiento de tu bebé es algo importante, así que es hora de revisar esas clases.

Olvídate de las conferencias sobre la lactancia materna y el alivio del dolor: en estos días, las clases prenatales ofrecen mucho más, y a menudo consisten en tener discusiones.

Hablar en grupo te ayuda a obtener respuestas a las cosas que te preocupan y a pensar más profundamente sobre las decisiones que tienes que tomar, como dónde dar a luz, lo que puede aumentar tu confianza. Las clases también te dan el espacio para que te concentres en ti misma y en tu bebé.

¿Otra gran bonificación? Conocerás a otras personas en la misma situación y harás nuevos amigos. Entonces, ¿a qué estás esperando? Hay muchas opciones disponibles – sólo tienes que elegir una que se adapte perfectamente a ti.

Para lo básico

Hay clases gratuitas disponibles dirigidas por obstetras. Pregunta a tu médico de cabecera o ginecólogo/a sobre los locales, pero ten en cuenta que a menudo hay una gran demanda, así que tendrás que reservar con antelación. Las clases suelen durar de tres a seis semanas, a menudo por las tardes, aunque algunas tienen lugar durante el fin de semana.

Para una experiencia en profundidad

Las clases dirigidas por la NCT son más pequeñas, usualmente entran en más detalles y pueden tener un enfoque más fuerte en el lado emocional. La intimidad de las clases significa que es probable que forjen fuertes lazos con sus futuras madres.

Los precios varían dependiendo del lugar donde vivas y del tipo de clase que ofrezcas, pero puedes pagar desde 15 euros la hora.

Para necesidades individuales

Aunque hay una gran variedad de mujeres en las clases prenatales, si te sientes fuera de lugar por cualquier razón, es posible que puedas encontrar clases más adecuadas para ti. Por ejemplo, en algunas áreas hay clases sólo para mujeres, futuras madres solteras y adolescentes. Habla con tu ginecólogo/a sobre lo que está disponible en tu localidad.

Para una actualización

Aunque ya tengas un hijo, es posible que te beneficies de las clases prenatales, especialmente si tuviste un parto difícil la última vez o si te encuentras en una zona nueva en la que no conoces a otras futuras mamás. Es posible que en tu zona impartan clases de actualización, así que habla con tu ginecólogo/a para encontrar una.

Clases preparto online

Si vives en un lugar remoto o no puedes llegar a las clases locales por alguna razón, puedes probar la opción en línea. Son más baratas que las clases privadas convencionales, por lo general son sesiones basadas en vídeo. Puedes enviar un correo electrónico o llamar a un/a obstetra con preguntas. Aunque les falta el lado social, pueden ser una buena opción si no puedes llegar a las clases locales.

Retiros prenatales

¿Quieres una atención especial y un toque de lujo? Prueba un retiro prenatal. Por lo general, se realizan durante un fin de semana y las clases se desarrollan entre tratamientos de spa y comidas gourmet. Los precios varían, pero es seguro decir que esta es la opción más cara. Aún así, si estás planeando un descanso de todos modos, podría ser una buena manera de combinar la relajación con la búsqueda de respuestas. ¡Genial!

Deja un comentario