7 semanas de embarazo: consejos, síntomas y qué esperar

SEMANA 7 DE EMBARAZO

Bebé a las 7 semanas de embarazo

Es posible que, a las 7 semanas de embarazo, tu vientre no sobresalga, pero comenzarás a tener algunos síntomas diferentes y el comienzo de ese brillo de embarazo (prepárate para los cumplidos).

¿Qué tamaño tiene mi bebé con siete semanas de embarazo?

Tu bebé ahora mide aproximadamente 1 cm, que es aproximadamente del tamaño de un arándano y comenzará a hacer sus primeros movimientos esta semana.

Tamaño bebé a las 7 semanas de embarazo

¿Qué hace mi bebé con siete semanas de embarazo?

Echemos un vistazo a tu pequeño bebé de tamaño de arándano en la semana siete. Tiene una cara más definida, con una boca, orificios nasales, oídos y ojos, y las células cerebrales se generan a una velocidad de 100 por minuto. La boca, lengua, brotes dentales también se desarrollarán esta semana. 

Esta semana los brazos y las piernas de tu bebé comenzarán a desarrollarse, dividiéndose en los segmentos de la mano, el brazo y el hombro y los segmentos de la pierna, la rodilla y el pie. Sin embargo, en este momento, seguirán pareciendo paletas más que manos y pies, ya que los dedos de las manos y los pies serán palmeados.

Qué hace mi cuerpo a las 7 semanas de embarazo

Tu bebé ahora tiene riñones que están listos para comenzar a trabajar, ya que muy pronto tu bebé comenzará a producir orina.

Tu bebé también está empezando a hacer pequeños movimientos bruscos esta semana. No podrás sentir nada, pero un ultrasonido lo detectaría.

Síntomas a las 7 semanas de embarazo

Síntomas a las 7 semanas de embarazo

Micción frecuente

Aún necesitas orinar cada cinco minutos gracias a que la hormona del embarazo hCG aumenta el flujo de sangre a tu área pélvica. Recuerda seguir bebiendo a pesar de los constantes viajes al baño: ¡tu cuerpo y tu bebé lo necesitan!

Fatiga

Crear un bebé es una tarea agotadora, especialmente porque tu cuerpo todavía está haciendo la placenta, así que escucha a tu cuerpo y descansa. Una forma de mantener tu energía es comer tentempiés a lo largo del día: las mini comidas mantendrán tu nivel de azúcar en la sangre alto.

Cambios en los senos

¡A pesar de verse más grandes de lo que nunca lo han hecho, es posible que tus senos no tengan el mejor aspecto! ¿Te han salido venas azules? Éstas le transportarán todos los nutrientes y líquidos a tu bebé cuando comiences a amamantar. Por ahora, invierte en una buena crema de estrías y un sostén de maternidad para minimizar la flacidez.

Saliva excesiva

¿Sientes como si estuvieras babeando? Justo cuando pensabas que las náuseas matutinas ya eran lo suficientemente malas, combínalo con un exceso de saliva y ya lo tendrás todo. Otro síntoma que desaparecerá al final de tu primer trimestre, pero por ahora, intenta masticar chicle sin azúcar.

Antojos de comida

Si notas que has reducido tu menú de comidas gracias a esas aversiones a la comida durante el embarazo, trata de no preocuparte. Comer la misma comida saludable todos los días aún le dará a tu bebé en crecimiento todos los nutrientes que necesita. Lo que es más, si descubres que tus antojos te están volviendo loca, ríndete a ellos de vez en cuando.

Acidez estomacal

Otro efecto secundario totalmente normal, pero totalmente desagradable. Evita los alimentos picantes o grasosos, las bebidas con cafeína, ya que esto lo empeorará, también intenta beber antes o después de comer.

Ganar algunos kilos

Puede que no parezca que estás llevando a un bebé, pero es posible que ya hayas subido unos kilos. Esto es totalmente normal: la mayoría de las mujeres aumentarán de 10 a 15 kilos durante el embarazo.

Calambres

Esto es normal durante el primer trimestre, pero si ocurre con dolor en el hombro o el cuello, o si tienes una secreción inusual, comuníquate con tu médico de cabecera.

¿Qué está haciendo mi cuerpo con siete semanas de embarazo?

Tu barriga de embarazo no se mostrará todavía, porque tu matriz aún no se ha elevado (no lo hará hasta el final del primer trimestre), pero eso no significa que no estés sintiendo los efectos completos de estar embarazada. ¡Desde las náuseas hasta los senos hinchados, tu cuerpo se está preparando para hacer crecer a tu pequeño!

Pechos inflamados

Algunas mujeres han subido de tamaño a una copa completa con siete semanas de embarazo, lo que sería estupendo si no estuvieran tan incómodamente sensibles y doloridas. Por supuesto, puedes agradecérselo a esas molestas hormonas del embarazo. También se está acumulando más sangre en tus senos que fluye hacia ellos. También puedes notar que la areola (el área oscura alrededor del pezón) se ha vuelto más oscura y grande y tiene pequeñas manchas similares a las de un ganso. Estas son las glándulas sudoríparas que suministran lubricación, todos los cambios importantes para cuando comiences a amamantar.

Un cutis con brillo adicional

Puedes notar que tu piel se ve mejor que nunca, y tu cabello es más brillante que cuando te gastaste una fortuna en aceite marroquí. Estos son ambos debidos al estrógeno extra que estás produciendo en este momento.

¿Qué debo hacer cuando tengo siete semanas de embarazo?

Una cosa que debes tener en cuenta es el sangrado , ya sean manchas o mucha sangre. El sangrado en el primer trimestre es muy común (afecta aproximadamente a una de cada tres mujeres) y no siempre indica un aborto espontáneo.

Si notas sangrado, debes consultar a tu médico de inmediato. Tu médico de cabecera o partera podrá examinarte por vía vaginal y probablemente a través de una ecografía. En la mayoría de los casos, el sangrado desaparece y el médico no puede explicarlo a menos que sea causado por una infección.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia. Si continuas utilizando este sitio, consideramos que estás de acuerdo con esto. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar