2 semanas de embarazo: consejos, síntomas y qué esperar

SEMANA 2 DE EMBARAZOBebé a las 2 semanas de embarazo

A las dos semanas de embarazo, todavía no hay ningún bebé. Alrededor del día 14 de tu ciclo menstrual, que debería ser esta semana o a principios de la próxima, ocurre la ovulación. Si estás tratando de concebir, saber exactamente cuándo estás ovulando es realmente importante, así que asegúrate de hacer un seguimiento utilizando nuestra calculadora de ovulación.

Hay ciertos síntomas que puedes observar para ver si estás ovulando y ciertos consejos que debes seguir, como por ejemplo, aumentar tu tiempo para hacer el bebé.

Síntomas a las 2 semanas de embarazo

Síntomas a las 2 semanas de embarazo

Tu temperatura bajará y luego subirá

¿Sabías que cuando ovulas, tu temperatura corporal basal (TCB) baja a su punto más bajo? Sin embargo, no permanecerá así por mucho tiempo y tan pronto como ocurra la ovulación, se disparará medio grado. Así que, aunque las calculadoras de ovulación te dan una buena idea, si quieres saber exactamente cuándo estás ovulando, compra un termómetro especial y comienza a hacer un seguimiento.

Dolor o sensibilidad en los senos

Los cambios hormonales provocados por la ovulación pueden hacer que tus senos se sientan sensibles o adoloridos.

Mejor sentido del olfato

Los cambios en tus hormonas a las dos semanas de embarazo aumentan tu capacidad para captar una gran variedad de olores. Los cambios en tu sentido del olfato pueden estar relacionados con la capacidad necesaria para recoger feremonas masculinas elegibles.

Tu flujo podría cambiar

Si has estado intentando concebir durante un tiempo, te habrás acostumbrado a controlar tu flujo y sabrás que su consistencia y color cambiarán a lo largo del mes. A medida que te diriges hacia el día en que estás ovulando, busca secreciones espesas, pegajosas y cremosas, que aumentarán de volumen y comenzarán a verse turbias cuando llegue el día.

Ligero manchado

Podrías notar una pequeña cantidad de sangre cerca del momento de la ovulación. Esto sucede cuando el folículo alrededor del óvulo se rompe. Si la hemorragia es fuerte, podría ser algo más grave. Házselo saber a tu médico si experimentas algo inusual.

Dolor pélvico

Durante la ovulación, puedes sentir un dolor en un lado del abdomen, dependiendo del ovario que libere el óvulo. El término médico para este fenómeno es «Mittelschmerz», que significa dolor medio en alemán. En algunos casos, se puede presentar una pequeña cantidad de sangrado o secreción vaginal. Algunas mujeres experimentan náuseas, especialmente si el dolor es intenso.

Aumento del deseo sexual

Durante la ovulación es posible que tu deseo sexual aumente. Tu cuerpo está naturalmente más inclinado a participar en actividades para hacer bebés.

Cambios cervicales

Algunas mujeres se revisan el cuello uterino regularmente, especialmente si han estado intentando concebir durante un tiempo. Si te lo revisas, en ese momento puede estar más alto, más blando y más abierto durante la ovulación.

¿Qué está haciendo mi cuerpo?

Suena muy complejo, y en cierto modo lo es, pero nuestros ciclos menstruales son realmente asombrosos. Gracias a los cambios hormonales, tus niveles de hormona luteinizante (LH) y de hormona foliculoestimulante (FSH) aumentan y estimulan la producción de folículos en tu ovario. 

Estos folículos son en realidad sacos llenos de líquido que contienen esos óvulos tan importantes, aunque por lo general sólo uno de ellos se hace más grande que los otros y produce el óvulo. Ese folículo también comienza a producir estrógeno que ayuda a engrosar el revestimiento del útero para ayudar a la «implantación» del óvulo.

Con suerte, en las 24 horas posteriores a la liberación del óvulo, uno de los casi 250 millones de espermatozoides que tu pareja logrará nadar desde la vagina, a través del cuello del útero, hasta la trompa de Falopio, donde puede penetrar el óvulo.

Puede parecer simple, pero esto es un viaje de diez horas para el esperma. Sólo unos 400 de ellos lo lograrán y sólo uno puede excavar a través de la membrana externa del huevo.

Qué hace mi bebé a las 2 semanas de embarazo

¿Qué pasa después?

Una vez que su esperma llega al óvulo, el núcleo del espermatozoide se fusiona con los óvulos y se combinan en las siguientes 10 a 30 horas. Lo creas o no, aquí es cuando se determina el sexo de tu bebé, si el espermatozoide llevara un cromosoma Y, habrás concebido un niño y si es un cromosoma X, será una niña.

¿Qué puedo hacer para ayudar a mi cuerpo a concebir?

Puede sonar obvio, pero esta es una semana en la que realmente necesitas llevar un ritmo regular de «diversión para hacer un bebé» con tu pareja. Trata de relajarte y no conviertas este tiempo en otra tarea. Los expertos creen que ciertas posiciones sexuales permiten que los espermatozoides de tu hombre se acerquen al cuello del útero. La buena noticia es que tener un orgasmo puede ayudar a que las contracciones atraigan más esperma.

Deja un comentario